Al final del camino encontre la luz, donde tu mano extendida buscaba la mia, la luz se hizo en tus ojos, brillantes me miraron y del infierno me rescataron.
Sentí que la vida me favorecia , cuando tus manos y las mias se entrelazarón, nos unimos en uno y con un beso sellamos nuestro destino.
No hay un adios, solo una distancia que nos separa El Olvido solo es el comienzo de algo nuevo Ante cualquier situación, el reloj nunca para. todo pasa

jueves

Nunca ...


No me perderé de nuevo en tus brazos
esta maravilla se ha acabado,
temo que en mi corazón queden secuelas,
esas que nunca se olvidan y que dañan cuando las recuerdas.
No me perderé de nuevo en tus brazos,
todo lo que tuvimos hoy se ha acabado,
permaneceré aquí sentada, mientras te veo partir,
curando las heridas que van dejando tus pasos,
No me perderé de nuevo en tus brazos
aunque llore mi corazón y mi alma aulle de dolor.

3 si quieres... Opina aqui.:

Noelia dijo...

Uy que difíciles las despedidas cuando aún quedan sentimientos, que bien lo vuelcas en tus versos.


Saludos

Noe

Eurice dijo...

Menos mal que solo es prosa poética, que no es real, pero que bien nos sienta hablar de desamores y desengaños...ahí se nutren los poetas, poemar el amor esta out.
Besos amiga
Buen fin de semana largo

Calvarian dijo...

Sip...mejor no tropezar en la misma piedra. Aunque piedras hay las que pidas para partirte la crisma
Bésix